20 jul. 2012

Antes de despertar

Cuando se de ti el tiempo pierde su significado habitual, todo avanza rápidamente, las horas y los días se me escurren de las manos como si de agua se tratara, ¡oh dulce locura que no respetas la rigidez de las leyes de este frio mundo!, locura mística, eres  más dulce que la sangre y al mismo tiempo efímera como la vida misma, al final solo me queda los ojos caídos y melancólicos. Ven, quédate conmigo, en tu ausencia mi penitencia se vuelve eterna pero en tu presencia mi éxtasis no tiene fin… ¿no entiendes que el sol abriga mas cuando me miras pero cuando me olvidas las noches son cada vez mas frías?, te vi en sueños Gala, mi flor de narciso, pero el despertar amenaza en borrar tu rostro… si fuera necesario seré un soñador para verte todos los días de mi vida, pintare nuestros sueños para reírnos en la cara a la realidad.







(Dalí. "antes de despertar" 1944)